El rincón del director

En este mes de mayo invocamos especialmente a la Virgen María, para que siga protegiendo a su radio y ayudando a todos en estos duros momentos.
En
 este mes de mayo invocamos especialmente a la Virgen María, para que 
siga protegiendo a su radio y ayudando a todos en estos duros momentos.
Padre Luis Fernando de Prada
fecha: 03 mayo 2020
por: P. Luis Fernando de Prada
Publica en tu muro:

Con María, se puede

Gracias a María, a pesar de nuestros escasos medios, hemos podido mantener prácticamente toda la programación, e incluso reforzarla en algunos aspectos, para acercar la Eucaristía, alimentar la oración, consolar al triste, acompañar al solitario, ofrecer orientaciones espirituales, psicológicas, médicas, etc. De hecho, estamos recibiendo -más que nunca- infinidad de testimonios de familias conventos, sacerdotes, enfermos..., agradeciendo el bien que les está haciendo RM en esta situación de crisis.

Ello nos motiva aun más a pedir vuestra colaboración para que ese bien llegue cada vez a más personas, en España y el mundo entero. Como sabéis, en el mes de mayo realizamos tradicionalmente una de nuestras dos grandes campañas de petición de ayudas (oraciones, voluntarios, donativos), que desde hace años ha tenido como momento culminante la Mariathon de la Familia Mundial de RM: 3 o 4 días para contribuir al nacimiento de la radio de la Virgen en nuevos países. Las circunstancias han aconsejado posponer esas jornadas al próximo otoño -a excepción de algunas retransmisiones internacionales el 13 de mayo-, pero entre tanto, haremos todo lo que esté en nuestra mano para que el mayor número de personas posible reciba el anuncio gozoso de la victoria de Cristo resucitado sobre el pecado y la muerte.

Sí, contamos contigo en la campaña de mayo, una campaña muy especial este año:

- Una campaña de oración, con un recuerdo especial para todos los difuntos de esta pandemia, los enfermos y el ejército de buenos samaritanos que cuidan su salud espiritual y corporal.

- Una campaña, en particular, para promover el rezo del Rosario, como nos ha invitado el Papa Francisco (no dejéis de visitar la web que hemos preparado: www.elsantorosario.es).

- Una campaña de testimonios, que nos ayudarán a reflexionar sobre el sentido de nuestra vida.

- Una campaña de acción de gracias por tantos beneficios recibidos, "porque el Señor es bueno y es eterna su misericordia".

- Una campaña de esperanza, para un renacimiento con Aquella que nos prometió: "Por fin mi Corazón Inmaculado triunfará".

- Una campaña evangelizadora, en la que puedes invitar a otros a escuchar RM y descubrir lo que puede aportar a sus vidas.

- Una campaña de caridad concreta, para aportar los medios que permitan a RM continuar y extender su misión, pues nuestra radio no tiene publicidad y solo puede contar con la ayuda de sus oyentes.

No puedo ocultaros que en este campo de la petición de ayuda económica nos sentimos un tanto perplejos. Por una parte, somos conscientes de las dificultades de muchos en esta crisis social y económica, por lo que no quisiéramos que nadie se sintiera obligado a aportar a RM el donativo que le gustaría pero que ahora ve difícil; lo entendemos perfectamente, y sabemos que contamos con su apoyo y oración. Pero, por otro lado, no quisiéramos que por una orgullosa timidez dejáramos de solicitar a quien puede la ayuda necesaria para llevar RM a aquellos hermanos nuestros que no gozan aún de su compañía benéfica; así podremos consolidarla en nuestra patria y ayudar a las RM de países más pobres, especialmente en lugares donde RM es el único instrumento con el que los pastores pueden acompañar a sus fieles.

Por todo ello, quisiéramos transmitir este doble mensaje: Ante todo, que nadie deje de dar un donativo pequeño porque le parezca insignificante; si todos los oyentes de RM aportaran un solo euro, ese donativo, como los panes y peces del Evangelio, se multiplicaría como alimento espiritual para miles de personas. Y, por otro lado, nos atrevemos a pedir al que tenga mayores posibilidades que supla con un donativo más generoso lo que otros no pueden aportar ahora.

Os recuerdo también que es posible dar el donativo sin moverse de casa, a través del teléfono (91 822 80 10) o de internet (toda la información en www.radiomaria.es, pestaña "Donativos").

Sí, de una forma u otra, colaboremos todos para que la sonrisa maternal de María llegue a todos sus hijos este mes, en cuyo día 31 coincidirá este año la solemnidad de Pentecostés con la Visitación de la Virgen a Isabel, y renovaremos nuestra consagración a Ella.

Sí, pasemos del camino inicial de aquellos discípulos de Emaús que «se dejan paralizar por las desilusiones de la vida, al camino de los que no se ponen a sí mismos y sus problemas en primer lugar, sino a Jesús que nos visita, y a los hermanos que esperan que nos ocupemos de ellos» (Papa Francisco). Así, con María, seremos instrumentos de ese contagio del que nos habló el Papa el día de Pascua:

            «Un "contagio" que se transmite de corazón a corazón, porque todo corazón humano espera esta Buena Noticia. Es el contagio de la esperanza: "¡Resucitó de veras mi amor y mi esperanza!", que no es una fórmula mágica que hace desaparecer los problemas, sino la victoria del amor sobre la raíz del mal, abriendo un camino en el abismo, transformando el mal en bien, signo distintivo del poder de Dios».

            «Hermana, hermano, aunque en el corazón hayas sepultado la esperanza, no te rindas: Dios es más grande. La oscuridad y la muerte no tienen la última palabra. Ánimo, con Dios nada está perdido. Que Nuestra Señora, Madre del Camino, que al aceptar la Palabra hizo de toda su vida un "sí" a Dios, nos muestre el camino».           

Sí. Con María, se puede.           

            Con mi bendición,

Radio Directo

En antena: